Madres a flor de piel…

Ya lo decía nuestro apóstol, …toda madre debiera llamarse maravilla, y es que esos seres dejan de ser ellos para convertirse en eterna defensoras de sus hijos. Apoyan y animan las buenas acciones de sus hijos así como corrigen lo mal hecho, esas son nuestras madres. Pero la madre cubana es conocida por su dedicación, no contrata niñeras para que atienda a sus hijos, ella misma lo hace de por vida combinándolo con las tareas del hogar y el empleo.
El Joven Club Morón II, se hizo eco a modo de la venidera celebración del “Día de las Madres” y realizó una emotiva actividad donde primó el amor, la sensibilidad, la alegría y la felicidad. El encuentro dedicado al venidero día de las madres estuvo matizado por la participación de niños de la Escuela Primaria Cuba Socialista, los abuelitos miembros del Geroclub, los propios instructores y otros miembros de la comunidad. En la actividad los niños hicieron muestra de su arte interpretando diversos temas musicales guiados por la instructora de arte de la escuela; pero los abuelos no se quedaron atrás y con la alegría que los caracteriza también mostraron su arte cantando y declamando. La emoción de la actividad provocó algunas lágrimas de alegría y otras de tristeza, pues algunos abuelos recordaron a sus madres que hoy no los acompañan.
Llegue a esa fuente de luz el más sincero reconocimiento del colectivo de los Joven Club en Morón.

Autor: 
Lic. Roeldys González Laffita